3 - 1
FINALIZADO
Estadísticas del jugador: pulsando en la nota

Crónica del partido REAL SOCIEDAD - ATHLETIC. Jornada 35.

El derbi en el norte menos disputado de los últimos. Los donostiarras se llevan justamente un partido en el que los rojiblancos volvieron a parecer pollos sin cabeza.

Tarde de derbi en Anoeta. El morbo estaba servido, Iñigo Martínez volvía y la tensión y las ganas eran máximas. Más todavía si tenemos en cuenta el lamentable tweet del CM del Athletic esta semana. Algo de lo que todos los aficionados bilbaínos nos avergonzamos, ya que a parte de ser un club señor, hay que demostrarlo.

El partido fue un monólogo de la Real Sociedad hasta los últimos minutos del encuentro. Entraban por todas partes y hacían lo que querían con la pasividad defensiva de todo el bloque rojiblanco, esto teniendo en cuenta que los mejores del partido por parte de los leones fueron sus centrales Núñez e Iñigo. Mediada la primera mitad llegarían los dos primeros goles donostiarras. El primero en propia puerta de San José, con un erro típico de infantiles y el segundo de Oyarzabal, rematando solo en el centro del área. 2-0 al descanso y con la sensación de que haría falta el Athletic de otros años para remontar.

En la segunda mitad ocurrió lo esperado, y el equipo de Ziganda hizo lo que lleva haciendo toda la temporada: NADA. Así llegaría un nuevo gol en propia de San José (que ya suena como sustituto de Willian José para la próxima temporada). A 15 minutos del final Raúl García acortaba distancias desde el punto de penalti tras unas claras manos de Llorente. Ahora debería llegar el momento de asedio rojiblanco, pero no, solo hubo un buen remate del mediapunta navarro, al que Moyá respondió con una grane estirada. Al filo del final del encuentro Rubén Pardo realizaría una entrada muy peligrosa y sería justamente expulsado.

3-1 final y los aficionados bizkainos con el mismo deseo de cada partido: que termine ya la temporada y el Kuko se vaya.

Lo más destacado:

Los mejores: los ya mencionados centrales del Athletic y en la Real Sociedad Januzaj y Oyarzabal estuvieron especialmente activos.

Los peores: en el Athletic el bigoleador San José y en la Real Sociedad el autoexpulsado Rubén Pardo.

Resto de partidos